ARAG utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia como usuario de nuestra web y captar datos estadísticos, mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus datos de navegación. Si usted continúa con la navegación, sin modificar la configuración, entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Para más información sobre nuestra Política de Cookies clique aquí
902 10 82 30 o si lo prefieres te
llamamos nosotros

Con la llegada del frío y de las grandes nevadas es importante conocer cuándo y cómo debemos usar cadenas de nieve u otros dispositivos similares en nuestro vehículo. En este artículo te damos las 5 claves para viajar seguro y sin riesgo de multas.

1. ¿Cuándo es obligatorio el uso de cadenas en España?

Las cadenas son obligatorias siempre que se señalice debidamente o lo requieran las autoridades encargadas de la vigilancia de la carretera. Pese a ello, por nuestra seguridad, es mejor anticiparse y ponerlas en el momento que creamos que puede llegar a ser necesario por las condiciones meteorológicas y el estado de la carretera.

La señal que obliga al uso de cadenas es la R-412 (cadenas para nieve). Esta señal establece la obligación de no proseguir la marcha sin cadenas de nieve u otros dispositivos autorizados. Por esta razón, es importante llevarlas siempre que vayamos a viajar en nuestro maletero.

2. Multa por no usar cadenas de nieve

A parte de poner en riesgo nuestra seguridad, no usar cadenas de nieve cuando existe la obligación puede conllevar una sanción de 200 euros.

3. Cómo poner cadenas de nieve u otros dispositivos antideslizantes

El Reglamento General de Vehículos establece que cuando sea obligatorio o recomendado el uso de cadenas u otros dispositivos antideslizantes autorizados, estos se deberán colocar, al menos, sobre las ruedas motrices en ambos lados del vehículo.

También cabe la posibilidad de utilizar neumáticos especiales de nieve en lugar de cadenas. Éstos vienen marcados con la inscripción M+S, MS o M&S, y deben tener una capacidad de velocidad igual o superior a la velocidad máxima prevista para el vehículo y, en todo caso, no inferior a 160 km/h si la velocidad máxima del vehículo es superior a ésta.

4. Tipos de cadenas para nieve

Existen varios tipos de cadenas en el mercado (metálicas, textiles…) y de diferentes precios. Debemos escoger la que más se adapte a nuestras necesidades, características de nuestro vehículo y a la frecuencia de uso que les podamos dar.

5. Otros consejos de seguridad ante el mal tiempo

Para acabar, cabe añadir que se debe moderar la velocidad en caso de circunstancias meteorológicas adversas, y adaptar la velocidad en función de las cadenas o dispositivos similares que utilicemos (normalmente 40 o 50 km/h) o neumáticos especiales para nieve (que admiten una velocidad superior).

Seguro ARAG Esquiadores

Si quieres sentirte seguro en las pistas, confía en ARAG Esquiadores, un seguro diseñado para las necesidades específicas de los que practicáis este deporte.

Esquiar fuera de pista: seguridad y regulación

Si practicas esquí o snowboarding, debes conocer las diferencias entre esquiar en las pistas o fuera de ellas. ¡Su regulación y tu seguridad son diferentes!

6 multas de tráfico poco conocidas

Todos conocemos las multas de tráfico por velocidad, semáforos o conducir usando el móvil. Sin embargo, hay otras desconocidas que debemos tener en cuenta.